Es la edad de oro del comercio minorista tradicional, no sus últimos días.Destacados Tecnologia 

Es la edad de oro del comercio minorista tradicional, no sus últimos días.

Mucha gente dirá que el comercio minorista tradicional se está muriendo. Señalarán la creciente importancia del comercio electrónico, que representa menos del 10% del comercio minorista total en los EE. UU. Y un 15% o más del comercio minorista total en China, como oportunidades decrecientes para el comercio minorista tradicional. Pero la realidad es que, gracias a la tecnología, el futuro del comercio minorista tradicional nunca ha sido tan brillante.

Hoy en día, los minoristas de ladrillo y mortero no solo tienen una visión sin precedentes de lo que está sucediendo en sus tiendas, desde el comportamiento del cliente hasta el flujo de tráfico, y más, también tienen un arsenal de nuevas herramientas para seguir elevando el nivel de la experiencia del cliente. . Esta transformación se puede observar desde tres ángulos: consumo inteligente, cadena de suministro inteligente y logística inteligente.

El consumo inteligente está difuminando los límites de lo online y lo offline para los minoristas y clientes por igual. Con la tecnología AR / VR en las tiendas fuera de línea, los clientes pueden ingresar a una tienda, y virtualmente “probar” un artículo de ropa, por ejemplo, sin tener que visitar un cuarto apropiado. Del mismo modo, mientras están sentados en casa, pueden colocar virtualmente una cinta de correr en su sala de estar para determinar el mejor ajuste. IoT incluso ha hecho posible que los clientes realicen compras desde la comodidad de sus automóviles. En cada paso del camino, el objetivo es mejorar la retención y lealtad de los clientes.

Igualmente importante, la cadena de suministro inteligente está ayudando a los minoristas a mejorar la eficiencia operativa a pasos agigantados. Mientras que el comercio minorista tradicional requiere una gran cantidad de conjeturas: qué les gustará a los clientes, cuántos de cada artículo individual querrán comprar y durante ese período de tiempo, una cadena de suministro inteligente impulsada por AI y big data significa que los minoristas tienen mucho más sentido de lo que los clientes realmente quieren, y cuando lo quieren. Con información dinámica sobre ventas, precios e inventario, las marcas pueden mejorar su tiempo de comercialización, control de inventario y diseño de productos, y los minoristas pueden tomar decisiones más inteligentes acerca de sus ofertas, aprovechando al máximo los espacios físicos minoristas confinados.

Pero si los minoristas no pueden poner los productos en las manos de los clientes de manera rápida y rentable, toda la eficiencia del consumo inteligente y la cadena de suministro no sirve para nada. Es imperativo que detrás de toda la deslumbrante tecnología offline y los algoritmos de la cadena de suministro, haya una logística extremadamente eficiente.

Desde el almacenamiento inteligente, que garantiza que los productos se muevan hacia el cliente lo más rápido posible, hasta vehículos de entrega autónomos, que hacen que la entrega urbana sea más eficiente al poder evitar el tráfico y seguir las rutas programadas, a los aviones no tripulados, el trabajo de logística inteligente Su magia tras bambalinas para llevar productos a las puertas de los clientes.

Las empresas que adoptan tecnología innovadora e invierten en ella sabiamente tendrán una mejor oportunidad de estar un paso por delante de la competencia y su probabilidad de éxito se verá magnificada.

La tecnología ya no es solo un soporte para el comercio minorista. Es la herramienta esencial para que los minoristas prosperen en el mercado.

Articulo Original

Related posts

Leave a Comment

Cart Item Removed. Undo
  • No products in the cart.