Ciudad Destacados General Nota Noticias 

El nuevo salario mínimo. ¿Qué opinan los gatitos?


#GatitosContraLaDesigualdad es un proyecto que difunde información relevante sobre las diferentes dimensiones de desigualdad de forma digerible y fácil de entender, con el fin de deconstruir las narrativas que la legitiman.

Miau. Los Gatitos contra la desigualdad analizamos con nuestras garritas el aumento del salario mínimo en 2019 y compartimos con ustedes algunas ideas sobre la importancia de esta medida, su estancamiento en las últimas décadas, y por qué el nuevo salario mínimo sigue sin ser suficiente.

Primero lo primero. ¿Por qué nos importa el tema del salario, en particular el salario mínimo? Bueno, pues en México siete de cada diez personas ocupadas son trabajadoras a las que se les paga un salario*, y reciben uno de cada cuatro pesos del total de ingresos. De hecho, del total de población ocupada, 15% gana un salario mínimo o menos y otro 28% gana entre uno y dos salarios mínimos. Así, prácticamente la mitad de las personas ocupadas en México se verán beneficiadas directamente por el aumento del salario mínimo, más todo el efecto indirecto que sea generado.

Además, el salario mínimo es de suma importancia para las mujeres trabajadoras: en algunos estados del país (como Aguascalientes, Jalisco y Querétaro) ellas representan hasta el 70% de quienes perciben este nivel de ingresos**.

Desde hace casi cuatro décadas, se ha sacrificado el nivel de vida de los trabajadores a través de una estrategia neoliberal en la que el salario mínimo ha sido usado como “ancla para la inflación”, esto es, se detiene el incremento de la inflación a costa del salario. De este modo, en los tres últimos sexenios previos al año 2000, el salario mínimo tuvo disminuciones constantes que alcanzaron el 7% anual. A su vez, en los sexenios de Fox y Calderón se mantuvo estancado, sin incrementos, mientras que en el de Peña tuvo una tasa de crecimiento medio anual de 2%.

Cuadro 1: Tasa media de crecimiento anual del salario mínimo por sexenios

Fuente: Cálculos de Gatitos con base en CONASAMI e INEGI.

Gráfica 1: Salario mínimo diario (en pesos de 2018)

Fuente: Cálculos de Gatitos con base en CONASAMI e INEGI.

En 2019, por instrucciones de la nueva presidencia de López Obrador y en consenso unánime entre sector empresarial y sindical, el salario mínimo ha aumentado hasta $102.68 pesos por día, es decir, 12% de incremento real frente al año pasado (una vez descontada la inflación hasta noviembre del 2018), lo que implica el mayor aumento en toda la vida para las y los trabajadores menores a 35 años.

Además, el salario mínimo será mayor que la línea de bienestar*** por primera vez desde que el CONEVAL la calcula. Esto es para celebrarse, ¡miau!: ahora, una persona que gana el salario mínimo, estará recibiendo dinero suficiente para solventar sus gastos básicos.

El problema viene cuando recordamos que las personas trabajadoras normalmente tienen dependientes económicos, por lo cual el salario mínimo sería insuficiente para mantenerlos a ellos y a sí mismas, violando así lo que dice la Constitución en el artículo 123****. En el país, el promedio de integrantes por hogar es de 3.8, y en cada hogar hay 1.6 personas ocupadas, por lo que la tasa de dependencia promedio es de 2.4. Tomando en cuenta ese dato, un trabajador debería recibir al menos $245 pesos diarios para mantener dignamente un hogar promedio mexicano.

El aumento del salario mínimo, hasta alcanzar los $245 pesos diarios, sería una medida necesaria para que el gobierno deje de incumplir la Constitución. Por mucho tiempo, ciertos sectores empresariales y gubernamentales se han opuesto a su aumento, basados en el mito de “aumentar el salario mínimo desataría una espiral inflacionaria”. La realidad es que “al aumentar 10% el salario mínimo, el nivel de precios aumenta, en promedio, sólo 0.4%”, como señala Oxfam México. Los #GatitosContraLaDesigualdad tenemos que trabajar juntos para deconstruir este mito, y exigir un salario mínimo digno para todas y todos los mexicanos. Miau. Les TKM.

*A su vez, dos de cada diez son trabajadores por cuenta propia, y el restante 10% se distribuye entre empleadores y trabajadores no remunerados, esto según la ENOE para 2018.

**Datos de ENOE al tercer trimestre de 2018. La información puede ser descargada de aquí: https://www.beta.inegi.org.mx/app/tmp/Infoenoe/Default_15mas.aspx.

***Que se supone es el cálculo de cuánto dinero se necesita para solventar gastos básicos para tener una vida digna.

****De acuerdo a este artículo constitucional, los salarios mínimos deberán “ser suficientes para satisfacer las necesidades normales de un jefe de familia, en el orden material, social y cultural, y para proveer a la educación obligatoria de los hijos”.

Las opiniones expresadas por nuestros nuestros columnistas reflejan el punto de vista del autor, que no necesariamente coincide con la línea editorial ni la postura de Chilango.

Articulo Original

Related posts

Leave a Comment

Cart Item Removed. Undo
  • No products in the cart.